[Parche 8.2] Misiones de introducción a Nazjatar

Desde los RPP ya se puede probar las misiones de introducción a otra de las nuevas zonas que veremos en El Resurgir de Azshara, Nazjatar.

Tanto en la Horda como en la Alianza, tendremos unas misiones muy similares.

Este artículo contiene grandes SPOILERS de la historia del Parche 8.2 El Resurgir de Azshara

Alianza

Al entrar en el juego con la llegada del Parche, nos salta de manera automática la misión La ofensiva del lobo, en la que nos piden que vayamos a visitar a Genn Cringrís que se encuentra en el barco La Redención del Viento.

Genn Cringrís dice: El maestro de espías Shaw dice que lo que queda de la flota de la Horda se prepara para abandonar Zuldazar.

Genn Cringrís dice: Los superaremos en número en mar abierto. Aprovechemos esta oportunidad y acabemos con esta guerra de una vez por todas.

Genn Cringrís dice: Nuestra flota está lista para zarpar. ¡Ve a Boralus y reúnete conmigo en el Redención del Viento cuanto antes!

Una vez estemos con él y le entreguemos la misión, directamente nos pedirá que vayamos a hablar con Cyrus Catacresta para zarpar en Enviar la flota ya que los barcos de la Horda han zarpado de Zuldazar y, además, Clamañublo se encuentra en uno de ellos.

Cuando hablemos con él, saldrá una escena en el juego (no disponible en los RPP), en la que sucederán los hechos que darán lugar a nuestra llegada a Nazjatar. Cuando termine la escena veremos que estamos rodeados de agua y barcos destruidos, donde los naga nos están atacando.

Genn Cringrís estará en el centro del accidente.

Genn Cringrís dice: ¡Debiste quedarte en el agua, serpiente!

Genn Cringrís dice: Cuántos muertos.

Nos dará la misión Agitación en la que nos tendremos que ir hacia delate para reunirnos con Jaina Valiente.

Genn Cringrís dice: Nos atacan por todos los flancos. Debemos poner a nuestras tropas a salvo antes de que perdamos a más.

Genn Cringrís dice: Ven conmigo. La lady almirante está cerca.

Cuando lleguemos al lado de Jaina Valiente, nos dirá que está todo preparado para ayudarnos a bajar por la cascada:

Genn Cringrís dice: Jaina, estamos listos para movernos.

Lady Jaina Valiente dice: Bien. Nos haré bajar de forma segura.

Pero antes entregaremos nuestra misión y nos dará la siguiente, Descenso, en la que directamente saltaremos por la cascada y recibiremos la ayuda directa de Jaina.

Abajo nos estarán esperando tanto Jaina como Genn, y llegará Shandris.

Lady Jaina Valiente dice: Shandris, gracias a la Luz que has sobrevivido, ¿traes noticias?

Centinela dice: Hemos perdido nuestras naves. Ha habido bajas… considerables.

Lady Jaina Valiente rdice: Que las mareas los lleven a casa.

Centinela dice: Los supervivientes se están reuniendo en una cueva, más adelante.

Shandris Plumaluna dice: Dicen que los nagas han atrapado a otros para una especie de ritual.

Genn Cringrís dice: Entonces los detendremos. Vamos.

Shandris Plumaluna nos dará tres misiones en las cuales nos irá acompañando:

  • Almas afortunadas – Tendremos que rescatar a 7 soldados. Estos soldados los rescatamos matando a los Nagas que los han atrapado.
  • Perturbación de energía – Debemos destruir 5 acumuladores de líneas Ley.
  • Dark Tides – Matamos a la Maestra de las mareas Ethendriss.

Cuando terminemos y se las entreguemos a Shandris, nos pedirá que volvamos con Jaina y Genn en la cueva donde se encuentran en A fondo.

Genn Cringrís dice: Esta cueva no será segura durante mucho tiempo.

Lady Jaina Valiente dice: Pues no hay más remedio que seguir adelante.

Genn Cringrís dice: Shandris, defiende esta posición. Avisaremos cuando encontremos un refugio.

Shandris Plumaluna dice: Cuidado. Hay algo en este sitio que me llena de pavor. Que Elune os proteja.

A continuación, Jaina nos dará la misión Contra las cuerdas en la que tenemos que adentrarnos en Nazjatar con Jaina y Genn. Según avancemos iremos matando Nagas y ambos nos irán hablando.

Genn Cringrís dice: ¿Oyes eso?

Lady Jaina Valiente dice: Hay que estar alerta. No sabemos cuántos nagas más hay ahí fuera.

Llegaremos a una zona en la que nos saldrá de nuevo una escena (no disponible en los RPP), de la que solamente Genn reaccionará diciendo:

Genn Cringrís dice: ¡Nos han visto! ¡Tenemos que irnos!

Al adentrarnos más, descubriremos la Aguja de Thoras’tal, un cetro que tendremos casi delante de nosotros que, al tocarlo, nos saldrá un Guardián escamavoltio.

Lady Jaina Valiente dice: Hay una fuente de gran poder más adelante.

Lady Jaina Valiente dice: Cuidado. Las cosas no son lo que parecen.

Genn Cringrís dice: ¡Otra emboscada naga!

Del Guardián escamavoltio bajará un nuevo personaje, el Maestro del acero Okani.

Maestro del acero Okani dice: No. Soy Okani, líder del clan Hojamarea.

Genn Cringrís dice: ¿Y por qué deberíamos confiar en ti?

Maestro del acero Okani dice: Nos vamos a nuestro refugio en el arrecife. Acompañadnos o no, pero decidíos ya.

Genn Cringrís dice: Podría ser una trampa. ¿Qué opinas, Jaina?

Lady Jaina Valiente dice: Son nuestra mejor opción. Mi instinto me dice que confiemos en ellos, al menos por ahora.

Genn Cringrís dice: Muy bien. Okani, os seguiremos.

Entregaremos la misión a Okani, y al hacerlo obtendremos la reputación de Neutral con los Ankoan, reputación que deberemos subir para conseguir la segunda parte de Abrecaminos de Battle for Azeroth. Después nos dará la misión Adonde el camino lleve, en la que tendremos que acompañar a Okani hasta la nueva base, Mezzamere. Ésta será la base de la Alianza.

Maestro del acero Okani dice: Por aquí. Mi gente hostigará al enemigo mientras llegamos al otro lado de sus filas.

Lady Jaina Valiente dice: Un pueblo llamado los jinyu ayudó a la Alianza en Pandaria. ¿Son parientes vuestros?

Maestro del acero Okani dice: Mi gente es conocida como los ankoan. Dejamos la superficie atrás hace mucho tiempo.

Iremos avanzando los cuatro e iremos despejando el camino. Llegaremos a un punto en el que volverá a salir una nueva escena en el juego que, presumiblemente, estará directamente relacionado con Azshara.

Maestro del acero Okani dice: Es imposible que hayáis llegado aquí por accidente. Ella quería que vinierais.

Genn Cringrís dice: ¿Pero por qué atraernos aquí? ¿Por qué no ahogarnos sin más?

Lady Jaina Valiente dice: Aquí está pasando algo que no comprendemos aún. Debemos descubrir qué pretende.

Llegaremos al fin a Mezzamere, y cada personaje irá a ocupar su lugar en esta base.

Maestro del acero Okani dice: Esta tierra es de mi clan. Vuestra gente es bienvenida aquí, siempre que respetéis nuestras costumbres.

Lady Jaina Valiente dice: Gracias, Okani.

Genn Cringrís dice: Parece que Shandris ha terminado de explorar la zona. Ha reunido a las tropas supervivientes.

Shandris Plumaluna dice: Contendremos a los nagas, rey Cringrís.

La última misión, Un camino a casa, nos dará un objeto de armadura de azerita 370, y solamente tendremos que ayudar a Jaina a abrir un portal a Boralus utilizando el Corazón de Azeroth.

Lady Jaina Valiente dice: Esta tierra fue antaño el corazón del imperio de los elfos de la noche. Siento cómo las líneas Ley de energía mágica convergen bajo tierra.

Lady Jaina Valiente dice: Podemos usar este poder latente para forjar una conexión con Boralus. Si tenemos cuidado, podemos evitar que Azshara se dé cuenta.

Lady Jaina Valiente dice: El Corazón de Azeroth posee una magia muy poderosa. Si la usas para ayudarme a enfocar las líneas Ley, podremos abrir el camino.

Lady Jaina Valiente dice: Ya casi…

Lady Jaina Valiente dice: El Corazón de Azeroth te permitirá usar el portal sin riesgo.

Lady Jaina Valiente dice: Gracias. Ahora tenemos que centrarnos y reforzar nuestra posición.

Terminado aquí, lo siguiente que podremos hacer es coger la misión de Magni y las misiones de la zona.


Horda

Al entrar en el juego con la llegada del Parche, nos salta de manera automática la misión La orden de la jefa de guerra en la que nos piden que nos reunamos con Nathanos Clamañublo en el barco Llanto del Alma en Pena.

Nathanos Clamanublos dice: Adalid, la Dama Oscura te reclama. Es hora de poner en marcha su plan.

Nathanos Clamanublos dice: Ya podemos embarcar en los barcos de guerra. La clave para vencer a la Alianza está cerca.

Nathanos Clamanublos dice: Ven a Zuldazar, al Llanto del Alma en Pena. Lo que hagamos después… será por la Horda.

Cuando lleguemos y entreguemos la misión, nos dará Enviar la flota en la que debemos hablar con el capitán Rez’okun en la mesa de las Expediciones Insulares, para zarpar.

Cuando hablemos con él, saldrá una escena en el juego (no disponible en los RPP), en la que sucederán los hechos que darán lugar a nuestra llegada a Nazjatar. Cuando termine la escena podremos ver que estamos rodeados de agua y barcos destruidos, donde los naga nos están atacando.

Iremos hacia Nathanos y le entregaremos la misión. A continuación nos dará Agitación en la que tenemos que hablar con el telepático jefe Oculeth en lo alto de la cascada para que nos ayude a bajar.

Nathanos Clamanublos dice: Mira a tu alrededor. La afamada flota de la Alianza está destrozada. Perfecto.

Nathanos Clamanublos dice: Supongo que querrás encontrar un refugio seguro para nuestros heridos. Oculeth te ayudará. Yo tengo una misión.

Un detalle a tener en cuenta tras este momento, es que si nos vamos alejando, veremos que Nathanos guarda el mapa que está leyendo y sacará de su espalda el arma Xal’atath, mientras se aleja y desaparece.

Al acercarnos la corriente nos llevará directamente hasta Oculeth, que nos atrapará para no caernos.

Telemántico jefe Oculeth dice: No tan rápido.

Entregaremos la misión y nos dará Descenso en la que Oculeth nos ayudará a bajar la cascada.

Telemántico jefe Oculeth dice: Esta zona es fascinante, ¿no crees? El poder que vibra a nuestro alrededor es impresionante.

Telemántico jefe Oculeth dice: Mis disculpas. A veces me distraigo. Me centraré en llevarte cascada abajo sin que te precipites a una muerte segura.

Telemántico jefe Oculeth dice: El señor regente y lady Thalyssra están buscando refugio para nuestras tropas. Yo me quedaré aquí por si aparecen más héroes empapados.

Telemántico jefe Oculeth dice: Ahí está bien. ¡No hay tiempo que perder!

Telemántico jefe Oculeth dice: ¡N’eth ana!

Abajo nos estará esperando Lor’themar Theron junto a unos cuantos restos de barcos y combatientes.

Lor’themar Theron dice: Soldados, ¡defended esta posición! ¿Dónde está Clamañublo?

Lo primero que nos pedirá es que encontremos a la Primera arcanista Thalyssra en La primera arcanista.

Lor’themar Theron dice: Los barcos de la Alianza estaban a punto de capturarnos cuando los nagas activaron su trampa. ¿Qué querrán esos miserables?

Lor’themar Theron dice: Ve con Thalyssra. Mata a todos los nagas que veas. ¡Que paguen por cada vida de la Horda que han arrebatado!

Encontraremos a Thalyssra en una caverna, y nos dará tres misiones que completar:

  • Dark Tides – En la que tendremos que matar a la Maestra de las mareas Ethendriss.
  • Almas afortunadas – Tendremos que rescatar a 7 soldados. Estos soldados los rescatamos matando a los Nagas que los han atrapado.
  • Perturbación en la energía – Debemos destruir 5 acumuladores de líneas Ley.

Cuando terminemos y volvamos con Thalyssra, nos dará la misión A fondo en la que debemos reunirnos con ella y Lor’themar.

Lor’themar Theron dice: Superan en número a nuestras tropas. No podemos mantener esta posición.

Primera arcaísta Thalyssra dice: Vamos, el tiempo apremia.

Iremos avanzando y durante un momento nos cubriremos. Entregaremos la misión y nos darán la siguiente, Contra las cuerdas, en la que debemos adentrarnos en Nazjatar con Lor’themar y Thalyssra. Según lo hagamos, saldrá una escena en el juego (no disponible en los RPP), que traerá la siguiente conversación:

Lor’themar Theron dice: Sabía que no se podía confiar en Goibernalle. ¡Maldira traidora!

Primera arcaísta Thalyssra dice: Esto no tiene sentido. ¿Por qué iban a aliarse los nagas con una humana?

Primera arcaísta Thalyssra dice: Las preguntas tendrán que esperar. Debemos hallar refugio para nuestra gente.

Veremos que nos estarán lanzando bombas de Azerita por el camino, y deberemos seguir adelante para encontrar el refugio.

Lor’themar Theron dice: Cuando estemos a salvo, ¿podrás avisar a Oculeth?

Primera arcaísta Thalyssra dice: Sí, si encontramos cobijo en algún lado. Este lugar es inquietante… pero me resulta familiar.

Lor’themar Theron dice: Hay una cueva ahí adelante…

Encontraremos un cetro que, al tocarlo, saldrá una gran serpiente que nos atrapará. Pero llegará una ayuda inesperada, de unos pequeños goblin.

Lor’themar Theron dice: El Cetro de las Mareas… ¿Aquí?

Primera arcaísta Thalyssra dice: ¡Una ilusión!

Primera arcaísta Thalyssra dice: Cuidado. Hay algo tras este muro de agua.

Lor’themar Theron dice: ¡Atención!

Neri Escama Letal dice: ¡Chúpate esa, monstruo! Atolia, ¡libéralos de las garras de la bestia!

Neri Escama Letal dice: Vale, ¡hay que moverse antes de que la criatura vuelva en sí! Tenemos un lugar seguro donde podéis reagruparnos.

Neri nos dará la misión ¡Cautela y rapidez! en la que nos pide que le sigamos hacia el nuevo refugio.

Primera arcaísta Thalyssra dice: No nos conocéis. ¿Por qué nos habéis ayudado?

Neri Escama Letal dice: Os hemos estado vigilando desde que se desató este caos. Muros de agua, barcos destrozados… ¡Y luego los nagas se os tiraron encima!

Neri Escama Letal dice: Cualquier enemigo de la reina es amigo nuestro. Conocemos bien a los malos, y no estáis con ellos.

Lor’themar Theron dice: Hay quien no lo ve así.

Lor’themar Theron dice: Dime, ¿de qué «reina» hablas?

Neri Escama Letal dice: ¡¿De qué reina?! ¿En serio no sabéis dónde estáis?

Primera arcaísta Thalyssra dice: ¡Claro! Por las estrellas, ¡debía haberme dado cuenta antes! Lor’themar, esto es…

En estos instantes saldrá una escena que tampoco se encuentra en los RPP, pero que seguramente será épica, ya que tiene relación directa con la Reina Azshara.

Neri Escama Letal dice: ¡Uf! Sabía que no le caíamos bien a Azshara, pero a vosotros os odia. ¡Eso era personal!

Neri Escama Letal dice: Vamos… antes de que venga algo más a aguar la fiesta.

Neri Escama Letal dice: Nunca olvidéis la primera regla de supervivencia de Neri: ¡que no te maten!

Al final llegaremos al nuevo destino y base de la Horda, Nuevohogar, y los personajes tomarán sus posiciones en la zona.

Neri Escama Letal dice: Vale, ¡hemos llegado! No es gran cosa, pero es nuestro hogar.

Neri Escama Letal dice: Di a tus tropas que se pongan cómodas. Tengo que hablar con mi gente de un par de cosas.

Primera arcaísta Thalyssra dice: Estamos en deuda contigo, Neri.

Neri Escama Letal dice: No ha sido nada. Si queréis agradecérnoslo, podéis echarnos una mano.

Iremos hacia donde se ha situado Lor’themar para entregar la misión, y Oculeth nos dará la siguiente Un camino a casa en la que debemos ayudarle a hacer un portal a Zuldazar con nuestro Corazón de Azeroth.

Lor’themar Theron dice: Parecen diferir bastante de los goblins de la superficie.

Primera arcaísta Thalyssra dice: Oculeth, me alegra verte aquí. Azshara está bloqueando mis hechizos de teletransporte. Hay que encontrar un fallo en sus defensas.

Telemántico jefe Oculeth dice: Tengo lo que necesitas, Thalyssra. Ven, adalid. Tú me ayudarás.

Telemántico jefe Oculeth dice: Si combinamos nuestros poderes, deberíamos poder abrir un portal a Zuldazar sin que Azshara se dé cuenta.

Telemántico jefe Oculeth dice: Hemos llegado. Bastará un simple toque del Corazón de Azeroth para estabilizar la ruta.

Cuando terminemos de hacer el nuevo portal, entregaremos la misión a Oculeth y ya podremos empezar a hacer las nuevas misiones de la zona y la nueva misión de Magni, que se encontrará cerca para ofrecerla.

Telemántico jefe Oculeth dice: ¡Elemental! Bueno, si nos ponemos técnicos. Perdón. Estamos todos un poco descolorados.

Telemántico jefe Oculeth dice: En fin, tendrás trabajo que hacer. ¡Buena suerte!

 

Deja tu comentario